Celebremos este 9 de julio con una rica merienda, original y divertida para preparar con los chicos.

 

Vas a necesitar:
Masa de tarta 1 un.
Membrillo 400 g
Huevo 1 un.

¡A prepararlos!: fundir el membrillo y untar en la masa. Cortar la masa en triángulos y enrollarlos formando los cañoncitos. Ponerlos en asadera, pintarlos con huevo y cubrirlos con un poco de azúcar. Llevar al horno a 180°C por 30 minutos.

COMENTARIOS